11 enero 2009

Pla y el discurso socialista

"Es lo que sucede siempre cuando uno oye exponer soluciones racionales, racionalistas, es decir, socialistas, de los problemas humanos, uno queda sumido en un estado de estupidez profunda, que puede durar varios días."

Josep Pla, Viaje en autobús

En nuestro caso van durando años los efectos de la estupidez, y la reacción ya tarda en producirse.

2 comentarios:

Lupiáñez dijo...

Muy cierto, hermano.

A uno le cuesta entender por qué el discurso zapateril, en el que no hay una sola medida, explicación, análisis... nada, solo buenos sentimientos, pueda tener éxito en una situación cómo la que vivimos.
A nivel gubernamental hemos pasado de no tener crisis a casi estar superándola sin siquiera haber podido hablar de ella, de por qué ha venido, de cómo superarla, de cómo nos afecta...
Todo son palabras de ánimo, esperanza, aliento, y buenos sentimientos, pero, aunque bonitas, son solo palabras, y de eso no se come.
No entiendo por qué, ahora, con la que cae, siguen saliendo en las encuestas.

Quizá sea cierto que tenemos lo que nos merecemos.

Rictus Morte dijo...

"¿A uno le cuesta creer...?"

Yo creo que ya a nadie le puede costar creer esas cosas, jeje.