27 junio 2010

Kit Anticrisis, y olvídate de todo

Llamádme retrógrado, llamádme anticuado si queréis, o llamádme cuchi cuchi las más atrevidas, pero yo no entiendo lo del orgullo gay. Es más, a parte de no entenderlo estoy sacando a la luz una campaña contra la crisis que puede molestar a los orgullosos gays. El objetivo es poner de moda un pequeño kit anticrisis, al alcance de todos, actualmente en elaboración. Se podrán usar de colores, llevarlos en cadenas, en pulseras o encasquetados hasta el fondo, para que no te pillen desprevenido. Las ventajas comerciales del asunto pueden ser colosales.

¿Que en qué consiste? En fin, os lo diré, pero claro está, habréis de guardar secreto. Aún no he registrado la idea. Se trata de un mini tapón que se pone atrás y cuyo objetivo es... que no te den más por culo.





Como os decía, hay diferentes formas y colores y, sobre todo, distintos tamaños.



Evidentemente hay algunas personas que están más quemadas que otras, que han soportado ya mucho y necesitan un buen tapón para cubrir dicho agujero. Los hay lisos y con rosca, con asa y sin asa, e incluso hay una edición especial, para ajustarlo a la boca, para los que han tragado mucho ya.

En fin, que los tapones son para todos:
- para los que han perdido el trabajo,
- para los que lo van a perder,
- para los que han visto reducido su sueldo o rebajadas sus horas,
- para los que aguantan a correosos socialistas en el trabajo, a aguerridas feministas o a gays orgullosos,
- para los que están, y nunca mejor dicho, hasta el culo de los sindicatos,
- para el que ve la tele y se muerde las uñas,
- para el que escucha la radio y se tira de los pelos,
- para los que les han subido la edad de jubilación,
- para los que les han reducido las pensiones,
- para los que les han subido los impuestos,
- para los que no pueden llevar a sus hijos a los colegios que quieren,
- para los que están profundamente consternados por el crimen del aborto,
- para los que pagan una hipoteca a 40 años,
- para los que no pueden pagar la hipoteca,
- para los que luchan porque su matrimonio siga unido...

En resumen, para todos los españoles de bien, hazte ya de tu Kit Anticrisis y... ¡que no te den más por culo!
Sólo en farmacias y ferreterías.
Puede provocar efectos adversos en pasivos activos.
Manténgase fuera del alcance de los poderosos.

5 comentarios:

FRAN dijo...

Hola, Ric.

Un post muy divertido, pero con su lado serio. La lista de los que necesitan (necesitamos) los tapones me ha recordado aquel anuncio de la cocacola con locutor argentino.

Voy a ir encargando unos cuantos tapones, alguno incluso para los oídos, para no tener que aguantar a ciertos politicastros.

Un fuerte abrazo, amigo

ANTONIA RODRIGUEZ dijo...

Hola, Rictus.
Muy ingenioso el invento.¿De efectos secundarios...? ¿De precio...? Por fa... Más información. Un gran saludo.

ANTONIA.

Jesrodmar dijo...

¡Qué radical te me pones a veces!

Jesrodmar dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Jesús Sanz Rioja dijo...

Los profesionales de la enseñanza lo venimos utilizando hace tiempo, hartos de hacernos las pruebas del sida.